Uzbekistán: el primer tren de alta velocidad en Asia Central

Desde 2011 el servicio Afrosiyob enlaza Taskent con Samarcanda, en Uzbekistán, utilizando varias unidades de Talgo 250 diseñadas para circular por ancho de vía ruso: se trata de los primeros trenes de alta velocidad de Asia Central.

Los ferrocarriles de Uzbekistán viven una nueva era gracias a los programas de mejora de la infraestructura y provisión de nuevo material rodante que han convertido al servicio Afrosiyob, entre la capital del país y una de las ciudades más importantes, en la forma más segura y cómoda de viajar. Apodados como la histórica ciudad de Samarcanda y su fundador, los trenes de esta serie han permitido recortar notablemente el tiempo de viaje entre Taskent y Samarcanda, de manera que los 345 kilómetros que separan ambas capitales se pueden cubrir ahora en sólo dos horas, frente a las tres horas y media que invertían los trenes convencionales en el mismo trayecto.

A las dos unidades iniciales de nueve coches cada una, adquiridas en 2009 y puestas en servicio en 2011, se sumarán otras dos unidades de mayor capacidad que fueron compradas en 2015 y que permitirán no sólo complementar los servicios actuales, sino que los ampliarán Al sur de Samarcanda a Qarshi, y al oeste hacia Bujara

Alta velocidad a bajo coste

La tecnología propia de Talgo ha permitido no sólo dar la mejor solución a las particulares necesidades de la operadora uzbeca, sino también demostrar que se pueden realizar programas para implantar sistemas de alta velocidad con costes reducidos y una mínima intervención, puesto que los trenes de la Serie Afrosiyob circulan a máxima velocidad en los tramos de línea más favorables, y además recortan minutos de recorrido en los segmentos más desfavorables gracias a una mayor velocidad de paso en curva.

  • Velocidad comercial de 230 km/h en segmentos de línea recta.
  • Óptimo paso por curva en las secciones más complicadas gracias a la pendulación natural.
  • Aceleración y frenado potentes para adaptar con rapidez la curva de velocidad a la máxima permitida en cada sección.
  • Control de trenes adaptado: con los sistemas de señalización y tren-tierra Club­U y RVS­1.

Tecnología para la durabilidad

Los trenes de la Serie Afrosiyob cuentan sistemas de tracción desarrollados y fabricados íntegramente por Talgo y cumplen holgadamente con los requisitos del severo clima continental uzbeco, que cuenta con un gradiente térmico anual cercano a los 40ºC y en cuyo invierno no es infrecuente rebasar los -25ºC.

  • Potencia de 4,8 megavatios y alimentación a 25 kV 50 Hz.
  • Propulsados por tecnología de tracción diseñada y fabricada por Talgo.
  • Velocidades máximas de hasta 270 km/h, con un consumo energético muy inferior al de cualquier otro tren de sus características.
  • Trenes aptos para el ancho de vía ruso (1.520mm), presente desde el mar Báltico hasta el océano Pacífico.

El compromiso Talgo

Con la Serie 250 Afrosiyob, Talgo no se ha limitado a construir los trenes de alta velocidad con mejor relación precio/prestaciones del mundo, sino que también se ha comprometido a que reciban el mantenimiento diario más cuidado. De este modo se garantiza a  Uzbekistan Temir Yullari la máxima disponibilidad y la mayor rentabilidad de sus trenes de alta velocidad.

  • Talleres especializados de alta tecnología localizados a 25 kilómetros de Tashkent.
  • Equipamiento con los más modernos equipos de mantenimiento, incluyendo los avanzados tornos de foso de tecnología Talgo.
  • Despliegue de técnicas de mantenimiento preventivo, predictivo y correctivo que aseguran la máxima fiabilidad del material rodante y reducen los costes del ciclo de vida.

El mejor servicio a bordo

Los trenes de la Serie Afrosiyob han sido diseñados y equipados para ofrecer un servicio con el que la carretera no pueda competir. Sus nueve coches (once en la versión adquirida recientemente) cuentan con tres clases para segmentar de forma adecuada a todos los viajeros, y han sido diseñados para satisfacer las necesidades de la operadora.

  • Accesibilidad universal con piso bajo continuo a lo largo de todo el tren.
  • Hasta 287 personas en once coches, distribuidas en tres clases diferentes: Económica, Business y VIP.
  • Climatización constante y aislamiento óptimo para el clima invernal.
  • Coche bistró y restauración en plaza en todas las clases.
  • Máxima seguridad por la disposición de coches articulados sobre ruedas libres, de guiado automático.
  • Rodadura suave y silenciosa y movimientos laterales dulcificados, incluso en las secciones de vía más sinuosas.

Recorrido del trayecto

Galería de imágenes